LAS OPCIONES PARA QUE TU HOGAR ESTÉ CALEFACCIONADO

Con la llegada de los primeros fríos se activa la necesidad de poner en marcha los sistemas de calefacción. Cuáles son los más utilizados y qué marcan las nuevas tendencias en la materia.

A dos meses de la llegada oficial del invierno, las bajas temperaturas ya comenzaron a hacerse sentir en la región y llegó la hora de pensar en cómo calefaccionarse sin dejar el bolsillo en el intento.

En el mercado existen diferentes sistemas y formas de calefaccionar una vivienda, y todos ellos tienen sus ventajas y desventajas para el usuario.

Entre lo más utilizado en nuestro país están los calefactores a gas, ya sea de tiro natural, tiro balanceado o sin salida al exterior, y de la mano de los nuevos proyectos inmobiliarios se posiciona el sistema de calefacción a través de radiadores, que utiliza agua caliente.

Este último sistema funciona a través de una caldera que calienta el agua y la distribuye por toda la cañería instalada con salida a los radiadores montados en los distintos ambientes de la vivienda. Obviamente es un sistema más amigable con el medio ambiente y entrega un calor más sano para los habitantes de la vivienda. Entre las estufas a gas están las de ventilación directa al exterior y las que no tienen salida, pero siempre es recomendable renovar el aire. También están las de tiro balanceado que son muy utilizadas y tienen salida al exterior.

Eléctricas

Otro tipo de estufas que ofrece el mercado son las eléctricas, que ofrecen un tipo de calefacción a través de una placa metálica que se calienta y emite calor, y una particularidad es que no queman al tacto. Una característica negativa que tiene este sistema es que tienen pérdida de temperatura superior a otros modelos.

Por último está el sistema de bomba de calor. Este aparato trabaja con líquido refrigerante pero lo utiliza al revés de los aires acondicionados. Posee dos partes, una exterior y otra interior y el calor que obtiene lo genera a través de un compresor, y a través de sus filtros renueva y limpia el aire. Una gran ventaja es que sirve tanto para invierno y para verano. Sin embargo la bomba de calor pierde rendimiento con temperaturas cercanas a 0°C.

Para saber cuántas calorías se necesitan para calefaccionar un ambiente se debe multiplicar la cantidad de metros cuadrados de los ambientes por 100 calorías. Es decir que si hay un ambiente de 60 m² se necesita un sistema que brinde 6.000 calorías al menos. Sin embargo si se trata de ambientes separados, asilados o que no reciben luz solar, se debe tener en cuenta no sólo el lugar donde será la colocación de las estufas o radiadores, sino también se deberá contemplar la posibilidad de incrementar las calorías para poder abastecer toda la superficie a calefaccionar.

Si es una zona donde las temperaturas son muy bajas al cálculo se le debe sumar 50 calorías.

Entre los productos para la calefacción del hogar hay varias opciones en precios, marcas, tamaños y calorías. Un calefactor de 6.000 calorías vale $ 7.190,84 pesos en su versión más cara, mientras que uno de tiro natural de 4.000 calorías cuesta $ 5.448.01. Los de 3.000 y 2.500 calorías se encuentran en el mercado con un precio de $ 3.957.66 o $ 3.308.49, en promedio al día de la fecha.

La bomba circuladora de calor se encuentra con un valor que parte desde los $ 13.598,89 y llega a los $ 4.247,37 pesos. El sistema de calefacción con calderas tiene un precio que varia según las características que presente la casa y también según lo que el cliente quiera. A partir de los $ 47.558.48 pesos puede encontrarse en el mercado un aparato para acondicionar la casa con temperaturas agradables.

Entre lo más utilizado están los calefactores a gas, y de la mano de los nuevos proyectos se posiciona el sistema de caldera y radiadores.

Calefacción de suelo radiante

Existe un método bastante innovador y es la calefacción de suelo radiante. Este consiste en una especie de red hecha por tuberías en las que circula el agua caliente extendida bajo el suelo de la casa. El suelo emite y mantiene la temperatura, ya que el calor se propaga hacia arriba. A la hora de adquirir el sistema hay que tener en cuenta que se requiere una inversión inicial importante.

www.rionegro.com.ar