CALF CANCELA DEUDA EN CUOTAS CON EL MUNICIPIO

El millonario pasivo fue reclamado por el intendente Horacio Quiroga a la anterior gestión. Desde el organismo pedirán un reconocimiento tarifario para los costos. Hoy se firma.

En el marco de una buena relación, pero con reclamos pendientes, la nueva conducción de CALF sellará hoy su primer objetivo cumplido al firmar con el intendente Horacio Quiroga la cancelación de la millonaria deuda que la cooperativa eléctrica mantiene con el municipio por atrasos en la tasa de alumbrado y por uso de espacio público. El Ejecutivo local aceptó una quita y el pago con trabajo, más una cancelación en cuotas.

La firma la rubricaran a las 11.30 el jefe comunal Quiroga y el presidente del organismo, Carlos Ciapponi, en las instalaciones del municipio. El reclamo del pasivo lo reflotó José Luis Artaza, secretario de Hacienda municipal, en octubre del año pasado al afinar el lápiz de las cuentas locales donde anotaba cifras a cobrar por 135 millones de pesos.

Cuando Artaza calculó los números, la deuda de la cooperativa trepaba cerca de los 60 millones de pesos. El rojo se acumuló por la cesación de pago de dos convenios que se firmaron para que la cooperativa cancele las deudas del período 2012 hasta marzo de 2013 en concepto de alumbrado público y el canon por uso del espacio público.

Puntualmente se trataba de una deuda de 12 millones de pesos por ambas moratorias caídas y unos 21 millones de pesos por alumbrado público y otros 25 millones de pesos por tasa de uso del espacio público.

Según confiaron a «Río Negro» el acuerdo al que arribaron las partes contempla tres puntos. En principio el número final se redondeó cerca de los 50 millones de pesos. Luego el municipio aceptó una cancelación en parte con trabajos operativos y otra en efectivo a abonar en cuotas.

CALF «pagará» un 60% de lo que debe con obras y tareas sobre asentamientos en tierras municipales. Por un lado se focalizará en aquellos sectores que se encuentran en proceso de regulación, pero también se realizarán trabajos en las áreas que aún no están en vías de formalización. Allí buscan evitar los riesgos de accidentes.

En cuanto a los pagos en efectivos se pautó un plan de cuotas, para una cifra del alrededor del 40% de lo acordado (unos 20 millones de pesos), a abonar en 36 meses corridos.

Mano a mano

Si bien no está en la agenda de la reunión, desde CALF llegarán con intenciones de seducir al intendente para que de el visto bueno a un reconocimiento tarifario, que ajuste los costos operativos de funcionamiento.

Los técnicos del municipio tienen en sus manos el cuadro tarifario para los próximos meses en la ciudad. Incluso la capital neuquina es la única en la región que no dio a conocer aún los valores del servicio. Según trascendió Quiroga no tiene intenciones de reconocer nuevos costos que impliquen más carga tarifaria para los vecinos.

Pero si bien no se habilitará el 35% solicitado por la cooperativa el año pasado, se estudia aceptar un reconocimiento que aseguran será «menor».

Fuente: www.rionegro.com.ar